Loading...

100 GENIOS DEL BALóN

Alberto Lati  

0


Fragmento

background image100 genios del balón De niños a cracksPrimera edición: enero, 2019D. R. © 2018, Alberto LatiD.R. © 2019, derechos de edición mundiales en lengua castellana:Penguin Random House Grupo Editorial, S. A. de C. V. Blvd. Miguel de Cervantes Saavedra núm. 301, 1er piso, colonia Granada, delegación Miguel Hidalgo, C. P. 11520, Ciudad de Méxicowww.megustaleer.mxD. R. © César Moreno, por las ilustraciones de interiores y portadaPenguin Random House Grupo Editorial apoya la protección del copyright. El copyright estimula la creatividad, defiende la diversidad en el ámbito de las ideas y el conocimiento, promueve la libre expresión y favorece una cultura viva. Gracias por comprar una edición autorizada de este libro y por respetar las leyes del Derecho de Autor y copyright. Al hacerlo está respaldando a los autores y permitiendo que PRHGE continúe publicando libros para todos los lectores.Queda prohibido bajo las sanciones establecidas por las leyes escanear, reproducir total o parcialmente esta obra por cualquier medio o procedimiento así como la distribución de ejemplares mediante alquiler o préstamo público sin previa autorización. Si necesita fotocopiar o escanear algún fragmento de esta obra diríjase a CemPro (Centro Mexicano de Protección y Fomento de los Derechos de Autor, https://www.cempro.com.mx).ISBN: 978-607-317-388-9 megustaleermexicoo@megustaleermex A quienes anhelaron, creyeron y perseveraron.A quienes, al hacerlo, nos inspiraron.A quienes no fallaron a la ilusión del niño que fueron.A mis hijos y en defensa de sus sueños. background imagebackground imageEso exploramos en esta serie de libros,cuyo pri-mer volumen es 100 genios del balón. Eso explo-ramos,tan sorprendidos al escribirlo por variasanécdotas de los grandes futbolistas, como sor-prendido lo recibirá el lector y aficionado.No están todos los genios que han existido, pero sin duda sí son genios todos los que aquí están: Fritz Walter como prisionero de guerra en tra-yecto a Siberia,Puskas cuando se apellidaba Purc-zeld y mentía sobre su edad,Kopa cuando eraKopaszewski y se lastimó la mano como minero,Didí vendiendo cacahuates y al borde de unaamputación tras el mal cuidado de una herida,Eusebio llamado Magagaga en Mozambique, Neeskens visto como la mayor promesa del beis-bol en Europa,Stoitchkov pensando en desertardel ejército y escapar de Bulgaria, Roberto Carlos criado en una finca cafetalera, Ronaldo perdiendo su sueño de ir al Flamengo por no poder pagar el pasaje, Cuauhtémoc Blanco despachando videos piratas en el barrio de Tepito,Keylor Navas lejosde sus padres que debieron emigrar a Estados De ese momento en la cima, de ese gran gol o conquista,están enterados hasta los que no resul-tan cercanos al futbol: Pelé festejando en hom-bros durante México 1970; Franz Beckenbauer y Johan Cruyff saludándose antes de dilucidar al campeón de Alemania 1974; Maradona dri-blando a cuanto inglés emerge en México 1986; Zinedine Zidane ejecutando su volea en la final de la Champions de 2002; Lionel Messi y Cris-tiano Ronaldo abriendo el mayor duelo directo que el reinado del balón haya presenciado.De lo que sucedió muchos años antes —los oríge-nes, la procedencia, el inicio jugando sobre pie-dras, los obstáculos, las negativas, el barrio, la inspiración,los dolores,las dudas,la discrimina-ción, el casi retiro de algo que no había comen-zado,ese primer artefacto usado como balón queapenas rodaba,esa lesión en la infancia que casifrustra todo,esa red de coincidencias que les lle-varon hasta un estadio—,de todo eso,no sabemosdemasiado.· 8 · AHÍ, DONDE EMPEZÓ LA GLORIA background imagebackground imageUnidos para hallarle sustento, Iniesta asegurando que sacaría a su papá del trabajo en la construc-ción, Buffon como brillante mediocampista.En la historia de cada uno de estos cien genios del balón, una inspiración: por talentoso y predesti-nado que un niño parezca, nadie llega a crack sin gran entrega y tenacidad. ¿Suerte? La que busca-ron y, después, merecieron.En próximos libros que formarán parte de estacolección,revelaremos más sobre la cuna y causadetrás de las estrellas de otros deportes.Por lopronto, bienvenidos al paso inaugural en este camino.Apatear con ellos esa primera pelota,sobre unacancha sin pasto,hacia porterías tan inverosímilescomo las que muchos alguna vez utilizaron: Rive-llino y un gallinero, Caszely con cáñamo en vez de redes, Jorge Campos con varas de carrizo clavadas sobre la playa…Mejor no más pistas,¡empezamos! Nunca mejor dicho,empezamospor el principio. El principio de su gloria. Alberto Lati, diciembre 2018 background image

Recibe antes que nadie historias como ésta